domingo, 4 de diciembre de 2016

La cocina iznajeña (un homenaje)


La cocina iznajeña

El presente artículo no pretende ser un recetario de cocina. Sino simplemente mostrar un poco de la riqueza de la gastronomía iznajeña de la que me he alimentado prácticamente todos los años de mi vida. Al recordarla en este blog lo que pretendo es homenajearla y que no se acabe perdiendo todo este legado con el paso de los años y las modas. Por supuesto que en primer lugar se lo agradezco a María Granados Ortega, la experta cocinera, y al proveedor de las materias primas, Francisco Ruiz Pacheco alias “el buscavidas”.

La cocina iznajeña y la andaluza por extensión es una cocina de aprovechamiento, donde no se tira nada. Herencia de tiempos difíciles y en el que comer tres veces al día, en familias de cuatro hijos o más, era toda una proeza. Por eso muchos platos se hacen con el pan duro sobrante: migas, gazpacho, ajoblanco, porrafría, etc.

No pretendo hacer un recetario de cómo se cocinan estos platos. Sino una enumeración de los mismos acompañada de un reportaje fotográfico; para concluir destaco algunas características curiosas para que no se acaben perdiendo en la desmemoria. Evidentemente me alimento de otras cosas pero éstas ya no forman parte de legado iznajeño y andalusí.


Platos de primavera


Sobrehusa *

Este plato es un potaje de habas, muy típico en Loja (Granada) y que en Iznájar se hace con las primeras habas que se cultivan que al ser muy tiernas hacen posible añadirlas al guiso.

Relleno (falta foto)

Es un plato típico de Cuaresma. Se hace con huevos, pan, jamón y carne triturada. Es una especie de embutido frío que normalmente se rellena en la tripa del cerdo. También se hace en los cascarones de los huevos utilizados y que tanto nos entusiasmaban de niños.


Potaje de bacalao *

Llega la Semana Santa y no se podía comer carne. Cuando todo el país era muy creyente, católico y franquista a la fuerza. Se substituía el chorizo del potaje por el bacalao. Este potaje es uno de mis platos favoritos.


Revuelto de huevo con trigueros *

Este plato lo sé hacer hasta yo. Cumple con el precepto de la Semana Santa ya que no lleva carne. Es fácil, rápido de preparar y además está muy rico.


Platos de verano


Gazpacho *

En verano apetecen platos frescos y ligeros. Empezamos con el clásico gazpacho. En este caso se le pone algo de pan y pepino en rodajas, así al que no le guste lo puede retirar con comodidad. El resto de ingredientes van triturados. Después de un día de calor este plato te permite comer un segundo tibio o caliente. Es sin lugar a dudas la mejor sopa fría del mundo.


Gazpacho de ajo blanco *

Es una peculiaridad andaluza hecha con pan, ajo y almendras que le dan ese color blanco característico. Se me cayeron las lágrimas cuando Ferrán Adrià incluyo su interpretación del ajoblanco en el menú degustación de Elbulli 2001. No apto para todos los comensales, ya que suele ser fuertecito pero delicioso.


Porrafría *

En Iznájar y en Antequera se llama porrafría a una variante del salmorejo cordobés elaborada con tomates, pan sin corteza, aceite, sal, pimiento verde y ajos. Su nombre deriva del utensilio llamado mazo, o porra, con el que se machacaban los ingredientes en un cuenco. Se suele servir muy fría, acompañada de jamón serrano cortado en daditos y huevo duro. Se tritura más o menos según el gusto de los comensales. A mí me gusta más entera, sino parece una crema. En ocasiones también se le pone pepino y manzana.


Caracoles con salsa *

Se recogen después de las lluvias cuando los caracoles tienden a salir a la superficie. Mi padre los enjaula y les hace comer harina blanca durante tres días, hasta que cagan de color blanco. Después los lava y se aliñan. Es una carne insípida cuyo éxito está en la salsa que se les hace de acompañamiento: tomate, jamón, bicho, sal y laurel.


Ensaladilla *

Otro plato refrescante que anima el apetito en los calurosos veranos. Es una especie de ensaladilla rusa pero más completa, con aceitunas, pimiento morrón y atún en conserva. Por supuesto no se debe usar nada congelado, las patatas y demás ingredientes se han de cocer primeramente.


Salmorejo de naranja*

Aunque se llame salmorejo en Iznájar es un plato sólido donde se han cocido patatas, pimientos, judías verdes, tomates, etc. y se le añade naranja picada aliñándose a continuación con aceite. Es una especie de ensaladilla de productos hervidos.


Ensalada variada *

No puede faltar en los veranos y admite gran variedad de ingredientes. No convirtiéndose así en un plato monótono y aburrido. De niño siempre decía “¡Mamá otra vez lo mismo!” refiriéndome a los platos que cocinaba. Hoy comprendo que había bastante variedad y que además éramos un suplicio de niños.


Platos de otoño/invierno


Conejo con Tomate *

La gracia de este plato son las pajarillas que lo acompañan (higadillos de pollo y de conejo) y que le dan su gusto característico. El tomate ha de ser natural, entero o en trozos. Se suele acompañar con una guindilla picante para contrarrestar lo dulzón que puede ser el tomate.


Pies de cerdo con negrillas (fredolics) *

Es un plato gelatinoso pero sin un ápice de grasa. Se le hace un sofrito de tomate natural y se cocinan mezclándolos con las negrillas, una seta insípida de carne blanca y muy buena digestión, que se realzan en este plato.


Conejo al ajillo *

El conejo al ajillo es un plato muy gustoso y completo. Se debe acompañar con un buen vino y constituye una comida deliciosa. Es fácil de hacer, yo lo domino a la perfección. El secreto está en la infusión de romero y tomillo que se añade, lo que acaba dandole ese gusto característico a campo.


Guiso de conejo con patatas *

Este guiso de cuchara parece un potaje pero no lo es, además deja el conejo tierno y meloso. El secreto está en triturar el sofrito con la batidora y añadirlo luego. También recomiendo cocer las patatas en el microondas unos minutos, así al añadirlas al guiso permanecerán enteras y no se desharán durante la cocción.


Estofado de carne *

Es un plato sencillo, que se puede preparar con ternera, pero con carne de pavo resulta bastante más ligero. Sus ingredientes son: carne, tomate, cebolla, patata, etc. Se ha de vigilar, como en el plato anterior, que la patata no se deshaga al cocerse.


Huevo frito con pajarillas *

Este plato se hace con los higadillos del pollo y del conejo. Uno de cada sería la medida ideal para una persona. A continuación se fríe el huevo y los ajos. Es un plato de casquería, no apto para melindrosos/as, pero que está muy rico.


Lentejas estofadas *

La gracia de las lentejas está en que queden enteras y caldosas, no una pasta que se parezca al cemento como lo cocinan en algunos bares. Los ingredientes de las lentejas son: la cabeza de ajos, la patata, la morcilla y el chorizo. No son platos calóricos ya que se pueden hacer hirviendo el chorizo y la morcilla aparte y añadiéndolos al estofado en mitad o al final de la cocción como hace en los últimos años mi madre.


Potaje de habichuelas *

El potaje de habichuelas se puede hacer con judías secas solamente o mezclado con garbanzos en una proporción de dos a uno. A mí me gusta más la mezcla. Lleva, chorizo, patada, cabeza de ajos, tronchos de acelgas, clavo, pimiento, tomate, sal y pimienta molida. El pimiento y el tomate se tritura aparte dándole ese característico color rojizo. Las legumbres son muy buenas porque aportan proteínas vegetales y además facilitan el tránsito intestinal.


Cocido andaluz *

Este es mi plato favorito de invierno. Mi tío Cristóbal decía “¡Quía chiquillo esto está extraordinario!” Un buen plato de cocido y una buena novela rusa me hacen sobrellevar el invierno por muy duro que sea. El cocido lleva: garbanzos, judías verdes, espinazo de ternera, hueso de jamón, oreja o pie de cerdo, tocino ibérico, etc. A veces lo consumo como plato único acompañado de una buena cerveza o un buen vino tinto.




Migas con granada y naranja *

En los días de lluvia a mi padre le gusta hacer migas. El motivo puede ser que la lluvia es tan necesaria para el campo que se acababa celebrando. Los barrizales que se formaban en las tierras de labranza impedían salir a trabajar fuera de casa. Eran días en que se reparaban sillas de esparto rotas, se hacían conservas caseras, etc. La familia se juntaba para realizar algunas de las tareas domésticas necesarias en el mantenimiento de una casa de campo.

Las migas se hacen con pan duro puesto en remojo y trabajado con mimo y energía en la sartén. Se acompañan de unos torreznos y algo de chorizo que les da sabor. En Iznájar se comen acompañadas de granada y naranja. En otros lugares con uvas y sardinas. En los territorios cristianos de la reconquista se elaboraba con pan, y se le acompañaba con pequeñas porciones de grasa de cerdo frita (torreznos) para distinguir a los comensales como cristianos viejos.


Postres


Pestiños, roscos de vino y de huevo *

Se solían hacer caseros aunque dan bastante trabajo. La globalización ha hecho que se puedan encontrar en muchas tiendas y se puedan comprar a granel. También añado unos mantecados de almendra de Lucena.




Higos chumbos * /Higos *

El secreto de los higos chumbos es comerlos no muy maduros y además no masticar los huesos, sino tragarlos enteros. En cuanto a los higos de finales de agosto y septiembre son una fruta deliciosa y energética. Mi padre los recolecta de las higueras de su antiguo huerto y de las chumberas que se crían de forma espontánea al borde de los precipicios.


Pan de higos *

El pan de higos se hace con higos secos triturados, frutos secos, ajonjolí, y además mi padre le añade cañamones. Es calórico a tope pero no grasiento. Hace unas tortas redondas y unos bollitos pequeños que regala a los familiares y que se comen en el postre.


Gachas de higos *

Se hierven los higos haciendo una especie de cositorio. Después se les añade harina removiendo hasta que espesan. Se dejan enfriar en un plato cogiendo la forma del mismo. Son gelatinosos y no gustan a todo el mundo.



Membrillo y boniato cocidos *

El membrillo es imposible comerlo crudo. Con él se suele hacer el dulce de membrillo clásico pero lo encuentro muy empalagoso por dulzón. Otra forma más sencilla de comerlo, junto a los boniatos, es cocerlo en una olla exprés. Como presentación, ambos se cortan en rodajas y se los espolvorea con canela.

domingo, 27 de noviembre de 2016

(L298) La larga marcha (1996)


Rafael Chirbes, La larga marcha (1996)

Segunda novela que comento de este excelente escritor español, recientemente fallecido, Rafael Chirbes (Tavernes de Valldigna, 1949-2015). En ella nos explica la historia de la España de la posguerra, de los vencidos y de algún otro vencedor y luego nos lleva veinte años después a la España de los años sesenta, en la que aparte de un cierto inicio de bienestar material, los jóvenes, hijos de aquellos primeros protagonistas, tienen ideales políticos y sociales que plantean luchar contra el régimen de Franco.

PRIMERA PARTE

a) Manuel Amado Sento está en la casa paterna. Su mujer está de parto de su segundo hijo. Él piensa en ser padre, en su hermano mayor Carmelo muerto en la guerra de África y cuyo cuerpo no apareció nunca, en su servicio militar durante la guerra en el bando nacional, en la casa, los animales y el campo que acrecienta con su trabajo. Nace su segundo hijo a quién pondrá el nombre de Carmelo.

Rosa Moure se lleva bien con su cuñada Eloísa, es como una hormiga, fuerte y trabajadora. Se casa con Manuel Amado con quien tiene dos hijos, Manuel y Carmelo. Carmelo espía a su hermano mayor en los bailes y a su tía cuando se baña para saber los secretos de los mayores.

Manuel recibe la noticia que van a hacer un pantano en la zona. Vienen los aparejadores. Se refuerzan los puestos de la Guardia Civil. Llegan las primeras máquinas.

Eloísa, la hermana de Manuel, se casa con el guardia civil Martín Pulido. Manuel y Rosa se marchan a Madrid mientras las aguas del pantano anegan la población de Fiz.

b) Raúl Vidal trabaja de peón en vías y obras, no ha ascendido por ser rojo durante la guerra. Tiene mujer y dos hijos. Su hermano Antonio al salir de la cárcel se arrimó a los vencedores y se casó con la única hija de un fabricante de harinas. Ahora apenas se hablan.

c) Nos cuenta la historia del limpiabotas Pedro del Morral que emigró con su mujer Asunción a Salamanca desde Fuentes de San Esteban. Tiene dos hijos, Ángel que es un verdadero demonio y José Luis que tiene siete años y es frágil como su madre que murió durante el parto. Pedro siente la soledad de la carne.

Ángel que se ha dedicado al boxeo pelea una noche y le da dos invitaciones para su padre. Gana el combate pero su padre Pedro bebe demasiado y la noche resulta fatal para él.

Pedro del Morral se ha quedado sin piernas. Un tren se las arrancó aquella fatídica noche de borrachera. Le han hecho una silla de manivela para desplazarse.

José Luis por decisión de su hermano Ángel y a contra corazón del padre va a ingresar en un internado. Se adapta fácilmente al orden del lugar porque en su casa vivía en peores condiciones, aunque escribe a casa y piensa mucho en su padre.

d) Don Vicente Tabarca1 es un médico represaliado que tiene una consulta privada a la que apenas va nadie. Lee libros a escondidas que lo delatarían como librepensador. Tiene dos hijas, Alicia y Helena.

Vicente se considera un muerto civil, vive para dejar de ser uno mismo. Recuerda el barco que no llegó a Gandía y el interminable viaje hacia Alicante.

Elvira Rejón se dirige al doctor Vicente Tarca para que la ayude. Está embarazada y no desea tener a la criatura.

e) Luis Coronado se dedica a vender cigarrillos de picadura aunque elegantemente vestido. Tiene tres hijos y mujer a los que alimentar. Por lo que también ha hecho algún trabajo de carterista.

Elvira y su cuñada Dolores cosen para un taller. El marido de Elvira, Luis, traba relación con el constructor Joaquín Rabasa para el que hace algún trabajo entregando paquetes de contrabando.

f) A Gloria le acaba de comunicar su hermano Roberto que están arruinados. Han perdido hasta la casa. Gloria sale corriendo por las calles y recuerda como han llegado a esta situación, por la indolencia y afición al juego de su hermano. Al estallar la guerra Roberto huye con la fortuna familiar a Burdeos y luego a París donde se la funde. Dos años permanece Gloria en Madrid encerrada en casa con la criada hasta que Ángel, un amigo, las lleva a San Sebastián. Su vuelta a Madrid se encuentra con Ramón Giner un antiguo empleado de su padre que ha prosperado.

Ramón se hace cargo de la hipoteca de la casa de Gloria a condición que su hermano Roberto se marche del país.

Gloria se dedica a arreglar y decorar la casa. Después de la guerra ésta necesita una buena reforma. También piensa en cómo será la boda con Ramón y el banquete en el Ritz.

Después de tres años de matrimonio con Ramón, Gloria cree que él puede tener algún lio y dejar de desearla.

g) José Pulido busca manojos de espárragos y sacos de bellotas robados. Vive en Montalto, es analfabeto, con deudas y cargado de hijos.

José recuerda las fiebres tercianas que pasó mientras va con su hijo Gregorio de once años en un camión hacia Sevilla a trabajar en la campiña.

Gregorio se ha enterado que su madre se entiende con el panadero a sabiendas de su padre y está indignado.

SEGUNDA PARTE

La acción se traslada a principios de los años sesenta, han pasado veinte años. Los personajes de la primera parte han tenido hijos y la vida en España comienza a ser más llevadera. Los personajes se relacionan entre sí a través de los hijos, que van a la Universidad y participan en actividades sindicales contra el régimen de Franco.

A Gloria Giner la lleva su madre al colegio Bertrand. Ha viajado con sus padres al extranjero y ha pasado un verano en Roma donde se ha enamorado de su primo Roberto Seseña. Su amiga es Malena Tabarca, la hija del médico.

Comentario: “De la vida de los padres, la emigración a la capital, los temores e insatisfacciones propios, se pasará a la historia de los hijos, el desarrollo escolar, el desarraigo, las primeras amistades, el paso a la madurez, la universidad, los primeros trabajos, los devaneos amorosos, los furtivos y pacatos folleteos, las frigideces y las mariconerías, todo sumergido en un opresivo hálito de clandestinidad y furtivismo en una ciudad, Madrid, primitiva y hostil, gris como la policía.

Mediada la novela, los argumentos independientes e inconexos empiezan a converger hacia una desembocadura común, los hijos de las disímiles familias irán agrupándose en torno a la universidad, en las facultades estrecharán sus relaciones fortuitas, compartirán pisos, pensiones, cineclubs, bibliotecas, y en definitiva: militarán. Militarán en cualquier cosa opuesta a Franco”.2

La riqueza del vocabulario y la capacidad de construir estados de ánimo y emociones que posee Rafael Chirbes lo convierten, para mí, en el mejor escritor español contemporáneo. No dejo de recomendaros su obra en especial las magníficas Crematorio (2007) y En la orilla (2013).

NOTAS:

1.-  Mi amiga Maite Quiles tuvo un abuelo médico, también represaliado en la zona de Valencia después de la guerra, y que anduvo por muchas provincias de España en lo que ellos llamaban La larga marcha. Me consta que Maite se puso en contacto con la editorial de Rafael Chirbes para contactar con él y llegar a saber que fuentes utilizó para crear el personaje del médico. Desgraciadamente con la muerte de Chirbes la búsqueda ha quedado en nada.

2.- http://lahoradellobo.wordpress.com/2011/09/22/

domingo, 20 de noviembre de 2016

(L297) Extraños en un tren (1950)


Patricia Highsmith, Extraños en un tren (1950)

Segunda novela que os traigo de esta excelente escritora de suspense estadounidense. Con Extraños en un tren (1950) Patricia Highsmith (1921-1995) consiguió gran fama y ventas gracias a la adaptación cinematográfica que hizo un año después el obsesivo y retorcido Alfred Hitchcock.

Argumento: Guy viaja en tren, piensa si su esposa Miriam le querrá conceder el divorcio y así poder casarse con su novia Anne. Guy es un joven arquitecto muy prometedor que está en los inicios de su carrera. Miriam le ha comunicado por teléfono que está embarazada.

En el tren se encuentra a un joven llamado Bruno que íntima con Guy invitándolo a comer en su reservado. Bruno es un joven de buena familia que vive sin trabajar. Le explica que odia a su padre, un rico industrial, y que no quiere entrar en el negocio familiar.

Bruno abusa un poco de la bebida. En la conversación le sonsaca a Guy que su mujer le había sido infiel con varios hombres. Bruno le pregunta si no ha tenido ganas de asesinar a alguien alguna vez en la vida. Le propone medio en broma un trato: Bruno matará a su mujer si le pone dificultades con el divorcio y en compensación Guy hará lo mismo con el padre de Bruno.

Al llegar a la entrevista con Miriam ésta le dice que está embarazada de un hombre casado y que quiere irse con Guy a Palm Beach mientras el otro hombre obtiene el divorcio. Después Guy visita a su madre en la ciudad de Metcalf.

Guy se va a pasar unos días con su novia Anne a la ciudad de Acapulco. Mientras Bruno está en Santa Fe con su madre. Cada vez está más decidido a acabar con Miriam para facilitarle las cosas a su amigo Guy. Bruno coge el tren a Metcalf y con los datos que posee de Miriam y la lista de teléfonos se decide a buscarla. Encuentra la casa y la sigue. Miriam va junto a unos amigos al parque de atracciones. Bruno aprovecha que las dos parejas cogen un bote a remos, para ir hasta una isla, para seguirlos sin ser visto. Allí sorprende a Miriam en la oscuridad y la estrangula.

Abandona tranquilamente el lugar y coge un tren nocturno. Guy tiene que dejar la ciudad de México e ir a declarar a Metcalft. Aunque, en un principio, parece sospechoso, el factor geográfico lo declara inocente. Pasados unos meses, Bruno reclama a Guy que cumpla la otra parte del trato…

Comentario: A pesar de ser su primera novela no deja de tener una fuerza y un encanto notables.Aunque le falta la tensión y el in crescendo de otras obras de la autora. El tema del deseo y la culpa tienen un papel importante en la obra. Así como también el alcoholismo, la soledad y la intensa búsqueda de una alma gemela, de un amigo a quien poder ayudar, en quien poder confiar y a quien poder explicar todo lo que anida en las profundidades de nuestro pensamiento, sin que por ello tenga que ser prejuzgado bajo la luz de ningún concepto moral o ético.

Personalmente prefiero Mar de fondo (1957) y la serie de cinco novelas protagonizadas por Mr. Ripley.

miércoles, 16 de noviembre de 2016

(G119) Divicnus (Vic, Barcelona)



La ciutat de Vic té una gran vida comercial i també gastronòmica. Avui us portem al restaurant Divicnus situat al carrer San Miquel dels Sants, 11. Té una bonica terrassa a l’interior que dóna lluminositat a les taules de la sala principal. Ens ofereixen una cuina catalana i de temporada.

El Menú del dia era prou variat i suggerent com per tenir-lo en compte. Sense aperitiu de benvinguda (unes olives i unes papates chips te les posen en qualsevol tasqueta amb la beguda) van anar directament a barraca.

Com a primers un Buquet d’amanides amb brics de formatge de cabra i rocafort (foto), diuen que bo, ahhh, jo no el puc menjar. Crema de carbassa amb papada cruixent i llagostins (foto), bona.



De segon Turbot i calamars graella amb ceba confitada i sobrassada (foto), bo. Pop a la graella amb patata all morter i pebre vermell (foto), plat gens aconseguit, el pop dur i massa salat.



De postres una Tatin de poma amb gelat de vainilla (foto), excel·lent i un Coulant de xocolata amb gelat de torró (foto), industrial i lamentable.



Como a begudes aigua i unes copes de vi blanc chardonnay amb un puntet final gust afruitat que va acomplir l’expedient. El pa sense massa interès.

El servei una mica despistat, em van posar una cullera de postra pel primer plat. A més la mestressa estava més preocupada en doblar taules i col·locar el parament ella mateixa que en cobrar-nos al final de l’àpat. En fin “que pena más grande”.

Preu del Menú 28 euros por persona IVA inclòs més cafès i begudes. Data de la visita 29 d’octubre de 2016.

PUNTUACIÓ: 5,5-6

domingo, 13 de noviembre de 2016

(L296) La visita al maestro (1979)


Philip Roth, La visita al maestro (1979)

Sigo con el empeño de comentar las novelas de Philip Roth (Newark, 1933). Cualquiera de ellas, hasta la que pueda parecer más insignificante, posee un halo de grandeza que me reconforta y me hace disfrutar con su lectura. En esta ocasión comentaré La visita al maestro (1979).

Argumento: El narrador/protagonista Nathan Zuckerman (alter ego de Roth), recuerda el viaje que hizo a las montañas para conocer al narrador E. I. Lonoff. Nos encontramos en 1956 Lonoff es un escritor judío de ascendencia rusa. Vive alejado de la civilización en una casa y no concede entrevistas ni acepta premios y además prefiere no dejarse fotografiar.

Lonoff es básicamente un escritor de cuentos donde escribe sobre un personaje que la mayoría de las veces es un don nadie, lejos de un hogar donde nadie le añora y al que sin embargo debe regresar sin demora. Nathan le explica al escritor que vende subscripciones de revistas para ganarse la vida.

Lonoff dice que su trabajo consiste en dar vueltas a las frases. Zuckerman observa que por la casa transita una joven de largo cabello negro y rizado. Se trata de la señorita Amy Bellette quien viene de la biblioteca de Harvard con la misión de ordenar los papeles de Lonoff.

Éste invita a Nathan a quedarse a cenar. Descorcha una botella de Chianti y brinda por un espléndido nuevo autor. La mujer de Lonoff se llama Hope. El matrimonio le pregunta si tiene novia. Nathan les habla de Betsy, bailarina de ballet, con la que últimamente ha reñido. Durante la cena el matrimonio se pelea y Hope estrella un vaso contra la pared. Pide a Lonoff que la eche y se quede con la joven admiradora.

En el sofá con una copa de coñac en la mano Zuckerman habla sobre Kafka, Isaac Babel, Félix Abravanel y los emparenta con la obra de Lonoff. Le dice que huye de los judíos pero escribe sobre ellos. Zuckerman ha de coger un taxi pero Lonoff lo invita a que se quede hasta el desayuno.

Lonoff recuerda cómo conoció a Abravanel y la impresión que le causó. Conoció también a la señorita Andrea Rumbought, amante del escritor. Nathan se queda escuchando música y el profesor se va a dormir.

Nathan recuerda que no ha escrito a sus padres desde hace tres semanas, con lo orgullosos que están de todo lo que escribe. Recuerda asimismo un cuento que escribió sobre sus familiares que no gustó a su padre porque éste cree que trata sobre los despreciables judíos y su amor por el dinero. El padre llega a entrevistarse con el juez Wapter, antiguo amigo de la familia, para preguntarle sobre la conveniencia o no de la publicación del cuento. El juez, ayudado por su mujer, envía a Hathan un cuestionario de diez preguntas para que las responda. Pasadas tres semanas su madre lo llama para preguntarle porque no ha contestado, presionándolo a que escriba al juez o llame a su padre. Mientras piensa en todo lo anterior espera la llegada de la joven Bellette. Escucha la conversación del piso de arriba. Sin duda la joven y Lonoff son amantes…

Comentario: Visita al maestro (1979) forma parte del conjunto Zuckerman encadenado (1985) formado por la siguiente trilogía y un epílogo corto:

La visita al Maestro (1979)
Zuckerman Unbound (1981)
La lección de anatomía (1983)
La orgía de Praga (1985)

Como dice Harold Blom1 esta trilogía es a la vez lo más sombrío y la escritura más divertida Roth ha escrito. La totalidad es sin duda el mayor logro del novelista hasta la fecha, eclipsando incluso sus mejores ficciones individuales como El lamento de Portnoy (1969).

La exuberancia narrativa de Roth no está al servicio de una teología negativa, pero da a entender en su lugar una nostalgia de la moralidad, una vez engendrado por la tradición a la normativa judía.

Roth es un escritor judío en un sentido que Saul Bellow y Bernard Malamud no lo son, y no les importa ser. Bellow y Malamud, en su ficción, se esfuerzan por ser norteamericanos judíos sólo como Tolstoi era ruso, o Faulkner era del sur de América. Roth parece un profeta de la tradición bíblica. Se preocupa por el dolor de las relaciones entre padres e hijos, y entre marido y mujer, y en él este dolor invariablemente resulta de la inconmensurabilidad entre una tradición moral cuya normativa es muy rigurosa y cuyas expectativas rara vez pueden ser satisfechas, y la realidad de la forma en que vivimos ahora.

NOTAS: